A Jorge M. Taverna Irigoyen por la confianza, por la nobleza, por la amistad.

Orfebres.

Canto de luz por los modestos artesanos que amalgaman las lágrimas del oro en el advenimiento de las máscaras.

Metal que nuestros Padres engendraron en hondos laberintos terrestres
cuando el Cosmos rompía los úteros del barro
y el silencio era sólo un abrupto presagio de tiempo ineludible
antes que los orfebres convirtieran tus lágrimas en fúnebres reliquias impecables coronas
antes que cincelaran los rasgos poderosos que poblaron sus sueños
las insignias solares las rígidas mejillas las venerables bocas aullando sus espantos
los párpados ausentes agrietando el asombro
examinando todo
escrutándolo todo desde las cuencas rotas
antes que su desvelo te transformara en vasos ajorcas pectorales máscaras deslumbrantes vestimenta de dioses
fuiste veta dormida
fuiste cauce gotera tenue brillo larvario entre muslos secretos
entre muslos fundantes donde se nutre el polen sagrado de la sombra.
Después fuiste destello herencia patrimonio de manos insolentes
estableciendo formas de pétalos huidizos coloridos quetzales jaguares funerarios
los breves amuletos que reclaman al cielo su caridad de lluvia
canturreando en los surcos
temblando en las mazorcas cuando el hambre se cierne como un cóndor sangriento sobre las altas cumbres
quebrando soledades con sus garras desnudas con sus picos voraces
cuando el hambre persigue vestigios en la nieve como lobas en celo
como belfos letales conmoviendo perfiles de caderas redondas.
Desde sus dedos ciegos
trepaste hacia el idioma en que los dioses urden hebra por hebra el reino de olvidadas estirpes
acompañaste gestos rituales alabanzas ayunos desvaríos solsticios amargura
a pulso de plegaria a ritmo de inocencia a paso de salmodia.
Porque sólo su fuerza te elevó al oratorio donde las piedras callan.
Porque tu semen yermo no fecunda corolas helechos hojarasca
no fertiliza nada que no sea el espanto la avidez la codicia
el pálido exterminio los agudos tormentos las zarpas invasoras.

No hay comentarios:

Música

Acerca de la autora

Acerca de la autora
Exconvento de los Siete Principes - Casa de la Cultura Oaxaqueña (México) 2004

Biobibliografía

Norma Segades Manias, Santa Fe, Argentina, 1945. Ha escrito *Más allá de las máscaras *El vuelo inhabitado *Mi voz a la deriva *Tiempo de duendes *El amor sin mordazas *Crónica de las huellas *Un muelle en la nostalgia *A espaldas del silencio *Desde otras voces *La memoria encendida * A solas con la sombra *Bitácora del viento *Historias para Tiago y *Pese a todo (CD) En 1999 la Fundación Reconocimiento, inspirada en la trayectoria de la Dra. Alicia Moreau de Justo, le otorgó diploma y medalla nombrándola Alicia por “su actitud de vida” y el Instituto Argentino de la Excelencia (IADE) le hizo entrega del Primer Premio Nacional a la Excelencia Humana por “su meritorio aporte a la cultura”. En el año 2005 fue nombrada Ciudadana Santafesina Destacada por el Honorable Concejo Municipal de la ciudad de Santa Fe “por su talentoso y valioso aporte al arte literario y periodismo cultural y por sus notables antecedentes como escritora en el ámbito local, nacional e internacional”. En 2007 el Poder Ejecutivo Municipal estimó oportuno "reconocer su labor literaria como relevante aporte a la cultura de la ciudad".

Datos personales